RSS

Archivo de la etiqueta: Construcción

Cuba producirá desde abril un cemento que reduce 32 % emisiones de CO2

Cuba empezará a producir en abril un “cemento ecológico” desarrollado por investigadores cubanos y suizos a partir de materiales que permiten reducir en un 32 % las emisiones de dióxido de carbono durante la producción, informó hoy (26 de Marzo del 2013) el diario oficial Granma.

Además, la producción de este cemento, que se hará en una fábrica de la provincia de Sancti Spíritus (centro), tiene un coste de energía un 29 % más bajo que el del cemento normal, agregó el diario.

“Cuba se convertirá en pionera en el planeta en materializar el relevante resultado, antecediendo a la India, que también acometerá esas producciones en un futuro cercano a partir de la asimilación de la experiencia cubano-suiza”, afirma el rotativo.

El proyecto recibió el Premio Nacional de la Academia de Ciencias de Cuba y ha sido fruto de las investigaciones conjuntas entre la Universidad Politécnica de Lausana (Suiza) y el Centro de Investigaciones y Desarrollo de Estructuras y Materiales (CIDEM) de la Universidad Central Marta Abreu de la provincia cubana de Villa Clara.

El director del CIDEM, José Fernando Martirena, explicó a Granma que el nuevo proceso se basa en sustituir hasta un 60 % el material de “clinquer” que se utiliza en las elaboraciones actuales por una mezcla de otro ingrediente conocido como “metakaolín” y piedra caliza “sin quemar”.

Con esos materiales se evita la emisión de toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera, aseveró.

“El cemento ecológico resulta de gran utilidad en aplicaciones que no lleven refuerzo, es decir, en la producción de bloques de hormigón, tejas de techo, y en general en todos los trabajos de terminación”, destacó el especialista a Granma.

Además, añadió que el producto será “muy útil a la industria petrolera por sus propiedades refractarias”.

vía Revista EMB Construcción.

 

Etiquetas: , ,

Inauguran Anfiteatro Ecológico a orillas del embalse Rapel

Más de 6 mil ecoladrillos y 4 mil 500 neumáticos fueron utilizados para construir el Anfiteatro Ecológico de Llallauquén, a orillas del embalse Rapel, en la región del Libertador General Bernardo O´Higgins, el que fue inaugurado con la asistencia de autoridades encabezadas por el Ministro (S) del Medio Ambiente, Ricardo Irarrázabal Sánchez.

La actividad fue convocada por los organismos ejecutores del proyecto: Movimiento Ecológico Rapel, Junta de Vecinos de Llallauquén y el Club de Adulto Mayor Los Cariñositos de Llallauquén, y contó con la presencia del Alcalde de las Cabras, Rigoberto Leiva, el Seremi de Medio Ambiente, Felipe Avendaño Pérez, Director (S) del SEA Felipe Sánchez, la Directora Regional del FOSIS, Daniela Krauss, el Gerente Bosque Modelo Cachapoal, Leonardo Durán, además de concejales, directores de 6 escuelas de la comuna y representantes de la comunidad.

En la oportunidad los representantes de los organismos ejecutores hicieron entrega simbólica al alcalde de Las Cabras, Rigoberto Leiva, del Anfiteatro Ecológico. El edil se comprometió a cuidarlo y seguir trabajando por el medio ambiente, además de avanzar en la obtención de la certificación ambiental municipal que otorga el Ministerio del Medio Ambiente.

Llallauquén es una pequeña localidad a orillas del Embalse Rapel, donde varios actores se unieron para enfrentar el principal problema que les aquejaba: la contaminación y la disminución del turismo en la zona. El Movimiento Ecológico Rapel, la Junta de Vecinos de Llallauquén y el Club de Adulto Mayor Los Cariñositos de Llallauquén, trabajaron desde el 2010 para recuperar una de las orillas públicas del embalse, convertida en un basural, para transformarla en un parque. Para ello postularon al Fondo de Protección Ambiental y ganaron tres años seguidos, obteniendo en total 18 millones 355 mil pesos.

El año 2010 ganaron su primer proyecto FPA por 4 millones de pesos: “Descontaminando el Lago Rapel, forestando y usando la energía solar, para que nuestra comunidad disfrute y cuide de sus bondades”. Posteriormente continuaron con el trabajo desarrollado al adjudicarse el 2011 el proyecto “Llallauquén Verde y Sustentable, a través de la descontaminación de la rivera del Lago Rapel para disminuir los efectos del cambio climático”, con un aporte de casi 10 millones de pesos del Estado.

Finalmente, y para coronar el trabajo efectuado en la zona, el 2012 se adjudicaron el proyecto “Construcción de un Anfiteatro Ecológico en Sector La Grutita de Llallauquén”, por un total de 4 millones 400 mil pesos. En total, son 18 millones 355 mil pesos los aportados por el Fondo de Protección Ambiental para recuperar esta zona turística de la Comuna de Las Cabras.

La inversión y el trabajo mancomunado de los vecinos ayudaron a despejar el basural, reforestar con especies nativas y financiar cursos para que los niños aprendieran a cuidar el medio ambiente. La iniciativa fue creciendo y obteniendo alianzas. Así, el Fosis realizó un concurso regional donde hizo un llamado a reunir ecoladrillos, obteniendo cerca de 6 mil de distintas comunas.

Para Roberto Giadach, Presidente del Movimiento Ecológico Rapel, lo más es importante fue la cantidad de organizaciones comunitarias que han participado. El 2010 el sector era un basural y un pantano, que gracias a las proyectos se fue recuperado con puros materiales de desecho”. Se utilizaron cerca de 4 mil 500 neumáticos que pusimos en la base y cerca de 6 mil ecoladrillos para el escenario y las bancas”.

Más allá de la construcción, el dirigente recalca toda la sinergia que se generó en torno al proyecto: “le enseñamos a miles de personas, tanto a los padres como alumnos, a hacer ecoladrillos y ser más amigables con el medio ambiente. Así demostramos que todo lo que se botaba se podía introducir a una botella plástica en vez de ir parar a un basural donde se demora años en degradarse”.

“El FPA es el único fondo del Estado que financia proyectos ambientales en las localidades” aseguró el Ministro (S) de Medio Ambiente. “Este proyecto convocó a una gran cantidad de actores en torno al reciclaje, el turismo y la educación, y tras 3 años de trabajo y con el apoyo del Gobierno, culminó con este maravilloso espacio que sin dudas será un punto de encuentro y contribuirá a mejorar la calidad de vida de las familias Llallauquén y de sus visitantes, además de recuperar ambientalmente una zona turística” aseguró finalmente el Secretario de Estado.

vía Revista EMB Construcción.

 

Etiquetas: , ,

Fachadas con concreto que permiten el crecimiento de microorganismos en él

El Grupo de Tecnología de Estructuras de la Universitat Politècnica de Cataluña Barcelona ha desarrollado y patentado un tipo de hormigón biológico que soporta el crecimiento natural y acelerado de organismos pigmentados. El material, que ha sido diseñado para las fachadas de los edificios u otras construcciones en climas mediterráneos, ofrece ventajas ambientales, térmicas y estéticas sobre otras soluciones constructivas similares. El material mejora el confort térmico de los edificios y ayuda a reducir los niveles de CO2.

Al estudiar este concreto, los investigadores se han centrado en dos materiales basados en cemento. El primero de estos es hormigón carbonatado convencional (basado en cemento Portland), con la que puede obtener un material con un pH de alrededor de 8. El segundo material está fabricado con un cemento de fosfato de magnesio (MPC), un conglomerante hidráulico que no requiere ningún tratamiento para reducir su pH, ya que es ligeramente ácido.

A causa de sus propiedades de fraguado rápido, el cemento de fosfato de magnesio se ha utilizado en el pasado como material de reparación. También se ha empleado como un biocemento en el campo de la medicina y odontología, lo que indica que no tiene un impacto medioambiental adicional.

La característica innovadora de este nuevo (vertical multicapa) concreto es que actúa como un soporte biológico natural para el crecimiento y el desarrollo de ciertos organismos biológicos, para ser específicos, ciertas familias de microalgas, hongos, líquenes y musgos.

Después de haber patentado la idea, el equipo está investigando la mejor manera de promover el crecimiento acelerado de este tipo de organismos en el hormigón. El objetivo de la investigación es para tener éxito en la aceleración del proceso de colonización natural de manera que la superficie adquiere una apariencia atractiva en menos de un año. Un objetivo adicional es que el aspecto de las fachadas construidas con el nuevo material debe evolucionar con el tiempo, que muestra los cambios de color en función de la época del año y las familias predominantes de organismos. En este tipo de edificios, se evita que aparezcan otros tipos de vegetación, para que sus elementos no sean dañados por sus raíces.

Tres capas de material
Con el fin de obtener el hormigón biológico, además del pH, otros parámetros que influyen en la biorreceptividad del material han sido modificados, tales como la porosidad y rugosidad de la superficie. El resultado obtenido es un elemento de múltiples capas en la forma de un panel que, además de una capa estructural, se compone de tres capas de otros: la primera de ellas es una capa de impermeabilización situada en la parte superior de la capa estructural, la protección de este último contra posibles daños causados por el agua que se pueda filtrar.

La siguiente capa es la capa biológica, que apoya la colonización y permite que el agua se acumule en su interior. Actúa como una microestructura interna, ayudando a la retención y expulsión de la humedad; ya que tiene la capacidad de capturar y almacenar agua de lluvia, esta capa facilita el desarrollo de organismos biológicos.

La capa final es una capa de revestimiento discontinuo con una función de impermeabilización inversa. Esta capa permite la entrada de agua de lluvia y evita que se escape, de esta manera, el flujo de agua se redirige a donde se dirige a obtener un crecimiento biológico.

Reducción de CO2
El nuevo material, que tiene diversas aplicaciones, ofrece ventajas ambientales, térmicas y estéticas, según el equipo de investigación dirigido por Antonio Aguado y apoyado por Ignacio Segura y Sandra Manso. Desde una perspectiva medioambiental, el hormigón nuevo absorbe y por lo tanto reduce el CO2, gracias a su revestimiento biológico.

Al mismo tiempo, tiene la capacidad de captar la radiación solar, por lo que es posible regular la conductividad térmica en el interior de los edificios en función de la temperatura alcanzada. El hormigón biológico actúa no sólo como un material aislante y un regulador térmico, pero también como una alternativa ornamental, ya que puede ser utilizado para decorar la fachada de los edificios o en la superficie de las construcciones con diferentes acabados y tonos de color, se ha diseñado para la colonización de ciertas áreas con una variedad de colores, sin la necesidad de cubrir toda la superficie. La idea es crear una pátina en la forma de un recubrimiento biológico o una pintura “viva”.

También existen posibilidades para su uso en zonas de jardín como elemento decorativo y como un medio sostenible de combinar edificios y construcciones en el paisaje.

Renovación arquitectónica
El material se presta a un nuevo concepto de jardín vertical, no sólo para las construcciones nuevas, sino también para la renovación de los edificios existentes. A diferencia de la actual fachada vegetada y sistemas de jardín verticales, el nuevo material soporta el crecimiento biológico en su propia superficie, por lo tanto, complejas estructuras de soporte no son necesarios, y que es posible seleccionar el área de la fachada a la que el crecimiento biológico se va a aplicar.

Las fachadas con vegetación y jardines verticales dependen de un sustrato para plantas en algún tipo de contenedor, o bien utilizan culturas totalmente independientes del sustrato como cultivos hidropónicos. Sin embargo, requieren sistemas complejos unidos a la propia construcción (capas de material) e incluso estructuras adyacentes de metal o de plástico. Esto puede conducir a complicaciones asociadas con cargas adicionales, la reducción de la luz, o la reducción de espacio alrededor del edificio. Con el nuevo concreto “verde”, los organismos pueden crecer directamente sobre el material de varias capas.

En la actualidad, se está en el proceso de obtención de una patente de este producto innovador, y la compañía catalán ESCOFET 1886 SA, un fabricante de paneles de hormigón para la arquitectura y mobiliario urbano, ya ha mostrado su interés en comercializar el material.

vía ConstrucGeek.

 

Etiquetas: ,